Andrej Plenković (Foto: HRT) Andrej Plenković (Foto: HRT)

"Este es, en muchos sentidos, un año especial en el que nos enfrentamos a desafíos sin precedentes. El mundo se ha visto afectado por la mayor pandemia desde la Primera Guerra Mundial. Esto ha provocado una crisis económica y social que no se recuerda desde la Segunda Guerra Mundial", dijo el primer ministro Andrej Plenković en el Parlamento croata.

El primer ministro remarcó que Zagreb y sus alrededores se vieron afectados por el terremoto más devastador de los últimos 140 años. El daño se estima en 86 mil millones de kunas, que es aproximadamente el 60% del presupuesto estatal.

"Por todo esto, nos enfrentamos a los mayores desafíos sanitarios, económicos y sociales desde la Guerra Patria. Cuando informé sobre la labor del Gobierno el año pasado, no podía haber previsto un curso de acontecimientos y desafíos tan dramáticos y exigentes", destacó Plenković.

En su presentación el primer ministro dijo que el período desde primer mandato hasta el inicio de esta crisis mundial estuvo marcado por movimientos económicos y resultados en su mayoría positivos.

"En los primeros tres años, hemos elevado significativamente el nivel de seguridad social de nuestros ciudadanos. Gracias a las medidas que hemos tomado, los salarios medios se han incrementado en 1.147 kunas, o un 20%. Hemos aumentado el mínimo en más de un 30%, es decir, en 754 kunas netas, que es tres veces más que en el mandato de los tres gobiernos anteriores, en dos meses lo subiremos en 150 kunas adicionales. Hemos aumentado, los sueldos de los empleados públicos en más de un 15%, los de las enfermeras y médicos en un 22% y los docentes y profesores en un 19%. No vimos obligados a posponer dos aumentos planeados para este año debido a la crisis. Para mejorar la vida de nuestros jubilados, aumentamos las pensiones en un promedio de 306 kunas", concluyó el primer ministro, Andrej Plenković.

Fuente: HRT