Marcos Ruppert con su tio Miguel (foto: archivo personal) Marcos Ruppert con su tio Miguel (foto: archivo personal)

- Mi familia es originaria de Osijek, llegó a Venezuela en 1947 junto con otras familias croatas. El gobierno venezolano los desplazó a Ortiz, un pueblo destrozado por las pandemias de principios del siglo XX y que sirvió de inspiración al escritor Miguel Otero Silva para escribir la novela "Casas Muertas". 

Mi bisabuelo se llamaba Mihe Ruppert y mi bisabuela Marija Ruppert Höfler. Ella era conocida por los panes que preparaba en un horno de barro de fabricación casera. Mi abuelo Andreas, a pesar de ser croata, aprendió todos los oficios del llano venezolano y era famoso por tejer hamacas y redes de pesca. Era buen pescador y cazador. 

Marcos elogia a la comunidad croata de Venezuela.

- Puedo decir que son las personas más cálidas que se puedan encontrar en Venezuela, una calidad humana tremenda. Y nos reunimos para preparar especialidades de la culinaria croata. Igualmente el dr. Ricardo Godigna dicta charlas sobre la historia de Croacia, con un contenido muy completo. Josip Hrgetić también nos ilustra con charlas acerca de la Croacia actual cuando está en Venezuela.

Además, en diciembre celebramos en Caracas la llegada de San Nicolás con los niños de la comunidad croata. Esa tradición se mantiene en medio de la terrible crisis que sufre Venezuela, asi como también la del bazar croata navideño. En el bazar se puede apreciar todo lo mejor de nuestra gastronomía croata a los visitantes que se acercan al Hogar Croata de Venezuela. Allí en su mayoría se realizan las actividades de la comunidad. El presidente del Hogar Croata es el dr. Iván Hrgetić

Marcos Ruppert con su esposa Olga (foto: archivo personal)

Por otra parte, hemos tenido la preocupación de elevar las inquietudes de los croatas de Venezuela al Gobierno de la República de Croacia. Por ello estamos planteando la necesidad de realizar un censo para tener una estadística actualizada de todos los croatas de Venezuela y sus descendientes. 

La comunidad croata de Venezuela pide al Gobierno de Croacia que abra un consulado en Caracas.

Croatas en Venezuela (foto: archivo personal)

- Hemos escrito al despacho del Presidente de la República de Croacia, del Gobierno de Croacia y a la Oficina Estatal Central para los croatas fuera de la República de Croacia, que dada la delicada situación política, económica y social del país, los croatas de Venezuela necesitamos ser escuchados en Croacia, necesitamos que se establezca un consulado general en Caracas. Un consulado para dar atención especial a los distintos trámites consulares inherentes a nuestra comunidad. Del mismo modo, que preste una ayuda humanitaria de medicamentos necesaria para la diáspora croata en Venezuela, que tanto padece la crisis económica que azota al país.

Y por otra parte, un consulado general en Caracas, donde se imparta periódicamente un curso de idioma croata, para que las nuevas generaciones lo aprendan y así amen más a su hermosa patria que es Croacia - destaca Marcos Ruppert, profesor venezolano de origen croata.