foto: archivo personal/Pixabay foto: archivo personal/Pixabay

¿A qué se dedica?

Soy repartidor de pizzas.

¿Cuántas horas trabaja a la semana?

Trabajo cuarenta horas a la semana, pero no tengo un horario como los habituales. Trabajo en dos turnos. Los fines de semana y algunos feriados son laborables, pero los feriados religiosos no. Cuando trabajo durante el fin de semana, tengo días libres en la semana, así que terminan siendo unas cuarenta horas semanales en total.

¿Cuánto gana un repartidor? ¿Tiene capacidad de ahorro?

Puedes ganar un sueldo promedio croata, más el agregado de la propina. Por supuesto, la propina no depende solo de mí como repartidor y el tiempo que necesito para hacer la entrega, sino que también depende de la calidad de la comida. Tengo que elogiar a la gente a cargo de nuestra cocina, porque no recuerdo haber tenido quejas sobre la comida.

Puedo vivir bien con mi sueldo. En cuanto al ahorro, puedes ahorrar. Pero cada uno tiene distintos gastos mensuales, pero la ventaja de este trabajo es que la propina la puedes ahorrar directamente.

¿Ha trabajado durante la pandemia? ¿En qué condiciones? ¿Qué adaptaciones ha debido realizar para poder seguir trabajando?

La pizzería trabajó durante toda la pandemia. Teníamos que respetar todas las medidas impuestas por Protección Civil (barbijos, guantes, desinfección de manos, etc.). El empleador nos puso todo a disposición, así que en ningún momento nos faltaron barbijos o líquidos desinfectantes. La cocina y los coches se limpiaban y desinfectaban a diario, y los que hacemos el delivery teníamos que cambiarnos los guantes para cada entrega, nos lavábamos y desinfectábamos las manos. El barbijo no nos lo sacábamos hasta el final del horario laboral (salvo en las pausas). Fue un poco estresante, todos estábamos un poco tensos y asustados. Tengo que elogiar a nuestros clientes porque fueron muy comprensivos y, al igual que nosotros, cumplían con las medidas de Protección Civil y así nos facilitaron el trabajo durante la pandemia.

¿Quisiera compartir con nosotros alguna experiencia?

Personalmente, me gusta mucho conducir y me gusta trabajar con la gente. Así que este trabajo es para mí la combinación ideal. Conoces cada rincón de tu ciudad, aprendes el nombre de todas las calles, y lo que es muy importante, aprendes cómo comportarte en el tránsito. Trabajar con gente te transforma en una persona alegre, sonriente.  Y qué decir de la satisfacción de los clientes cuando me ven saliendo del coche con la comida, ¡es indescriptible!

¿Recomendaría este trabajo a los jóvenes?

A cada joven que le gusta conducir, y quiere que el viaje sea dinámico y para nada aburrido, le recomiendo este trabajo. Repito, esa expresión alegre del cliente cuando me ve con la comida te alegra el día y te mantiene alegre y con una sonrisa durante toda la jornada.