Escuela Croata Miroslav Krleža de Pecs (Foto: archivo de la escuela) Escuela Croata Miroslav Krleža de Pecs (Foto: archivo de la escuela)

Con motivo del viaje "Sin fronteras" a Croacia de los alumnos del séptimo grado de la escuela primaria del Centro Escolar Croata Miroslav Krleža de Pecs, Hungría, la corresponsal de La Voz de Croacia en Hungría, Branka Pavić Blažetin conversó con la profesora Marica Dudaš Đenđeš.

Como ganadores de un concurso, ustedes recibieron la suma de tres millones de florines húngaros para realizar un viaje “Sin fronteras a Croacia. ¿Cuántos días pudieron estar en Croacia con este dinero y cuántos alumnos fueron con usted? Me interesa saber si tuvieron que pagar algo o si todo el viaje fue realmente gratis, lo cual es muy bueno para los niños Tengo entendido que viajaron por el interior de Croacia y por la costa del Adriático.

En realidad todo fue gratis, con la excepción que tuvimos que pagar los gastos de viaje del conductor, cada uno de nosotros recibió 60.000 florines húngaros. De tal suerte que el viaje, la comida y todo el programa fue gratis. En principio teníamos la idea de ir a Zagreb y a la costa del Adriático. Pero yo tuve la idea de ir al sur de la región de Baranja, después a Zagreb, hacer un recorrido por la costa del Adriático y de regreso visitar Varaždin y Čakovec. Se me ocurrió esta idea porque tenemos personajes históricos comunes, como por ejemplo Zrinski y Frankopan, lo cual es interesante porque para Croacia ellos son héroes croatas, mientras que en Hungría consideramos que ellos son húngaros.

Significa que de alguna manera ustedes fueron por el camino de Zrinski, conociendo al mismo tiempo a la minoría húngara que vive en Croacia. En el triángulo de Baranja visitaron la casa matriz húngara y una escuela húngara. La visita a la escuela fue en realidad un intercambio de experiencias de expertos entre ustedes los profesores, respecto al aprendizaje del idioma materno, el croata en Hungría y el húngaro en Croacia.

Sí, visitamos una escuela en la localidad de Lug en Baranja. En realidad se trata de una escuela húngara, donde conversamos bastante tiempo con los niños que estudian húngaro. Les llevamos de regalo juegos en idioma húngaro y algunos chocolates húngaros. Por mi parte yo mantuve una larga conversación con las profesoras, quienes nos dieron a conocer que los húngaros en Croacia atraviesan por los mismos problemas con los que nos enfrentamos los croatas en Hungría.
Tenemos los mismos problemas, tanto en uno como en otro lado. Yo considero que lamentablemente los alumnos de nuestra escuela no hablan bien el idioma croata, como igualmente los alumnos de la escuela croata no hablan bien el idioma húngaro.

Después de Baranja ustedes fueron a Zagreb, la capital de Croacia, donde hicieron un recorrido por el centro de la ciudad en este viaje “Sin fronteras” a Croacia. ¿Visitaron la catedral metropolitana y la iglesia de San Marcos en el casco antiguo de la ciudad?

Sí, en Zagreb pernoctamos. Visitamos la catedral metropolitana, como también el tesoro de la catedral. Por primera vez tuve la oportunidad de ver el tesoro que posee cosas muy bonitas. Una monja nos acompañó en la visita y fue muy buena guía, porque cada vez que hablaba de ciertas cosas, siempre vinculaba la historia croata con la historia húngara. De igual manera visitamos la iglesia de San Marcos en la ciudad alta.

¿Cómo fue la visita a Rijeka y Opatija? Rijeka conserva muchas huellas de la época cuando la región se encontraba bajo el patrocinio húngaro. Tengo entendido que igualmente visitaron el Santuario de Nuestra Señora de Trsat, uno de los santuarios más antiguos de Croacia, algo que uno no deja de ver cuando visita Rijeka.

En Rijeka depositamos una ofrenda floral ante el monumento a Gabor Borussia, quien en una época fue ministro de transportes. Luego visitamos algunos palacios en los que vivieron algunos nobles húngaros.
Estuvimos en el castillo o la fortaleza de Trsat y también visitamos el Santuario de Nuestra Señora de Trsat. Frente a la iglesia cada uno de nosotros escribió sus deseos y por supuesto que tenemos grandes esperanzas que ellos se cumplan.

Luego visitaron Opatija y entonces de regreso estuvieron en Varaždin. ¿Por qué son buenas estas excursiones que duran algunos días y los alumnos están todo el tiempo con sus maestros? ¿Y cómo se comunicaban entre sí, por lo general en croata o en húngaro? Los alumnos son del séptimo grado, creo que ellos hablan bastante bien el idioma croata.

Todo depende de la situación. Por supuesto que mientras viajábamos en el autobús y en los lugares donde nos alojamos la comunicación era en croata. Pero cuando estuvimos en la escuela húngara lógico que hablamos en húngaro. Siempre dependía de la situación, según lo necesario.
En el curso hay en total 25 alumnos, todos ellos fueron a la excursión. Yo considero que en realidad ellos saben mejor el croata. Si están obligados entonces saben más de lo que nosotros pensamos. El otoño pasado estuve con ellos en Zagreb y entonces me di cuenta que hablan tan bien croata, que yo misma no lo sabía.

Escuela Croata en Pecs

Conversamos con los alumnos del séptimo grado de la escuela primaria del Centro Escolar Croata Miroslav Krleža de Pecs Branko Hahner y Bijanka Bošnjak. Branko, ustedes estuvieron durante una semana en una bonita excursión en el viaje “Sin fronteras” a Crocia, ¿qué visitaron?

Por primera vez estuvimos en la localidad de Podolje, en Baranja, donde visitamos una casa matriz húngara. Una señora nos sirvió de guía y nos mostró varias cosas interesantes del lugar. Luego visitamos el parque natural de Kopački Rit, allí navegamos en un barco e hicimos un recorrido igualmente.

Bijanka, después de Baranja, en este viaje “Sin fronteras” a Crocia ustedes fueron hasta la costa del Adriático, ¿qué visitaron?

Estuvimos en Rijeka, en Opatija y en otras ciudades de la costa del Adriático. Opatija es una ciudad muy bonita y tiene cosas muy hermosas. Esta fue la primera vez que estuve en Opatija. La ciudad me gustó mucho. En la excursión participamos todos los alumnos del curso.

Branko, después de Opatija ¿adónde fueron?, ¿visitaron el parque nacional de los Lagos de Plitvice?

De regreso fuimos a Varaždin, es una ciudad bonita, no había estado antes allá. Visitamos algunos palacios de la ciudad y otras casas. Lamentablemente, en este viaje no visitamos el parque nacional de los Lagos de Plitvice. A mí me gusta ir a Croacia, en realidad nosotros vamos cada verano.

Para finalizar Bijanka comenta que en una excursión como esta los alumnos pasan en compañía todos juntos más tiempo que en la escuela y que planea realizar otro viaje a Croacia.
El Centro Escolar Croata Miroslav Krleža se encuentra en Pecs, una de las cinco ciudades más grandes de Hungría. Pécs es el centro administrativo y económico del condado de Baranja.